Condenas mínimas para los policías que mataron a Jonatan Herrera

“Siento un fuerte dolor en el pecho. En el alma. Pero quiero decir que lo que sucedió hace unas horas no es el final. Esto recién empieza. Esta familia sabe luchar y enfrentarse a todos los obstáculos. Porque pudimos revertir el juicio abreviado, pudimos revertir la unificación de la querella y también vamos a poder con este desastre del Poder Judicial, de la policía”.

 

Julieta Herrera está en su casa junto a su mamá María Elena y a sus hermanos, primos, tíos, vecinos, amigos. Ella acaba de escuchar el veredicto del juicio por su hermano Jonatan, el chico que fue asesinado en enero de 2015. Unos policías perseguían una moto, dispararon y él, que lavaba su auto en la puerta de su casa, cayó muerto.

Horas antes, en los Tribunales provinciales de Rosario se leyeron las sentencias. De los cinco policías imputados, una agente fue absuelta por falta de pruebas y a los otros cuatro les dieron penas de prisión muy inferiores a las solicitadas por Fiscalía.

“No nos van a callar. Ellos pensaron que nos iban a tumbar pero no. Hoy la impotencia nos supera pero ya, a esta hora, la estamos transformando. Entre todos, juntos. Como siempre”, dice Julieta a Cosecha Roja. “Porque no queremos otro Jonathan”.

La sentencia fue pautada para la una del mediodía pero desde temprano, en las puertas de los Tribunales se concentraron amigos, familiares, vecinos y organizaciones sociales. En silencio esperaron la salida de la familia. De la boca de Marìa Elena y de Julieta se enteraron de la decisión de los jueces:

-Ramiro Rosales fue condenado a seis años y seis meses de prisión e inhabilitado por homicidio culposo. La Fiscalía había solicitado la pena de prisión perpetua.

-Luis Sosa y Jonatan Alejandro Gálvez fueron condenados a la pena de tres años y ocho meses por abuso de arma. La Fiscalía había pedido 12 años para el primero y 3 años para el segundo.

-Francisco Rodríguez fue condenado a tres años de prisión. La querella había solicitado la pena de 12 años de prisión efectiva.

-Gladys Galindo, policía del Comando Radioeléctrico de 37 años, fue absuelta por falta de pruebas. La querella había solicitado prisión perpetua por el delito de homicidio calificado por abuso de su cargo.

“Esperábamos condenas ejemplares pero nada de eso ocurrió”, cuenta Julieta. “Nos llevamos en el corazón que un día como hoy, un día de paro nacional, la gente se las arregló como pudo para llegar hasta los Tribunales. El 19 de abril Jonathan cumpliría años. Le daremos un abrazo a Nahuel, su gemelo, y un beso a un mármol frío. Y después haremos un festival para recordarlo. Ya, desde hoy lo estamos planeando”.

 

Cosecha Roja
Cosecha Roja

Cosecha Roja es la Red Latinoamericana de Periodistas Judiciales

Sin comentarios

Responder

Su dirección de email no será publicada