Córdoba: La Justicia ya no procesa a los usuarios y autocultivadores de marihuana

La Voz del interior.-

Aunque en un allanamiento le encontraron 80 plantas de marihuana en el patio de su casa de Villa Parque Los Reartes, el dueño de la vivienda sólo fue trasladado a sede policial para ser identificado y luego continuó en libertad.

La circunstancia puede ser discutida tanto por quienes defienden el autocultivo –bajo el argumento de que el mero allanamiento invade una esfera privada y en definitiva una de decisión personal– como por quienes se oponen al consumo de estupefacientes, aún a título particular. Pero no deja de ser una novedad: lo habitual era que la Policía detuviese a una persona a la que se le hallaran plantas si el número era considerado relevante.

¿Qué cambió? Desde el 1ª de diciembre, Córdoba implementa la “desfederalización” de la lucha contra el narcotráfico, dejando a la Justicia Federal las causas más complejas y quedando para la Justicia provincial las causas menores: venta al menudeo, cultivo de plantas y comercialización de medicamentos en forma irregular.

 El protagonista de esta historia es un hombre de 40 años que fue denunciado en forma anónima. La Policía pidió una orden de allanamiento y la secretaría antidrogas de la Fiscalía de Río Tercero habilitó el procedimiento, que se concretó el martes pasado, pero dispuso que la persona sólo sea identificada y no imputada y, menos aún, detenida, porque en principio no hay indicios de que se trate de una plantación para la venta.

Ayer, la Policía halló otras siete plantas de marihuana en una vivienda anexa, pero aún no se sabe a quiénes pertenecen, confirmaron fuentes policiales a este diario.

Consumo. El jueves de la semana pasada, los fiscales antidroga de Córdoba capital (en el interior sólo hay secretarios) habían anticipado que se enfocaría la investigación judicial en la venta y no en el consumo, admitiendo que los consumidores podrían ser investigados pero no detenidos.

Esto es así porque aunque en Argentina sigue siendo delito el consumo de estupefacientes a título personal, existe un fallo de la Corte Suprema de Justicia de 2009 (“Arriola”) que cambió el paradigma y habilitó la despenalización del consumo. En la Justicia Federal, las investigaciones no superaban la Cámara de Apelaciones, que seguían el criterio del máximo tribunal del país.

De todos modos, en Córdoba, si alguien era hallado con el piso de una decena de plantas de marihuana, lo habitual era que al menos pasara una semana detenido, mientras se averiguaban antecedentes y avanzaba mínimamente la investigación, confiaron a este diario desde la Policía.

En diciembre de 2010, por ejemplo, el rugbier Javier Caminotti fue detenido tras hallársele 52 plantas de marihuana en su casa, entre otros elementos. Llegó al juicio en libertad y, finalmente, el 2 de mayo de este año fue condenado a dos años y medio de prisión condicional (no fue a la penitenciaria).

Sin comentarios

Responder

Su dirección de email no será publicada