Desde 2010, 1500 niños salvadoreños fueron asesinados

El Mundo.-

Unicef se pronunció sobre la grave situación de violencia que vive el país y en la cual los niños son los principales afectados.

El Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) denunció ayer que al menos 1.494 menores de edad fueron asesinados en El Salvador entre 2010 y el primer semestre de este año.

“En el 2010 tuvimos 981 infanticidios, o sea, niñas y niños que fueron asesinados; 323 en el 2011 y en el primer semestre de (este año) 190 homicidios de niñas, niños o adolescentes, según datos de la Policía Nacional Civil”, indicó el representante de Unicef en el país, Gordon Jonathan Lewis. Estas declaraciones de Lewis fueron realizadas por Lewis durante una conferencia en el marco del Día del Niño, que ayer se celebró en El Salvador.

“Seis (niños) fueron víctimas de homicidios cada semana durante el 2011″, agregó Lewis.

“La violencia en la niñez en El Salvador ciertamente es mucho más aguda que en muchos otros países de América Latina y el Caribe”, destacó. Los homicidios en este país son atribuidos principalmente a las pandillas o maras, que desde marzo pasado mantienen una “tregua”, para que sus miembros no se maten entre sí, lo que ha permitido disminuir el promedio diario de homicidios de 14 a cuatro, según las autoridades de seguridad.

Sin embargo, persisten los asesinatos por otras causas, como la violencia intrafamiliar, como ocurrió en septiembre en los departamentos de La Paz y Cuscatlán, donde dos bebés de dos y 10 meses, fueron asesinados por sus propios padres. El bebé de dos meses fue asesinado junto a su madre, de unos 22 años.

Lewis indicó que, pese a los avances de El Salvador en la protección de la niñez, persisten obstáculos, como la violencia que impiden el pleno goce de sus derechos.

“La violencia es un fenómeno que afecta a todas las niñas, niños y adolescentes; sin embargo, la carrera de obstáculos para las niñas es peor todavía y es mucho más severa que la carrera de obstáculos para los niños”, destacó.

Señaló que, en promedio, en el país, “cada 22 minutos una adolescente da a luz” y que 1 mil 473 niñas y adolescentes abandonaron la escuela por embarazo en 2010.

“La gran mayoría de estos embarazos son resultados de un acto sexual no deseado y no iniciado por la niña”, enfatizó, al tiempo que indicó que el 50% de los suicidios en adolescentes “ocurren durante el embarazo”.

Otros obstáculos que enfrentan las menores de edad son la desintegración familiar, el limitado acceso a la educación y la pobreza, según el Unicef. Unos 912 mil 810 menores de edad salvadoreños viven sin su padre, sin su madre, o sin ambos, precisó Lewis, que también destacó que siete de cada 10 niñas y niños sufren distintos tipos de violencia en su propia casa.

Más de 400 mil niños viven en hogares donde un familiar ha emigrado a otro país, detalló. En cuanto a la educación, aunque la tasa de escolaridad primaria ha pasado de 86% a un 94%, al menos 395.548 menores de 18 años no asisten a la escuela, dijo Lewis. En 2010 unos 86 mil102 estudiantes desertaron del sistema educativo, de acuerdo a Unicef.

Debido a la pobreza de sus familias, 188 mil 343 menores entre los cinco y 17 años de edad trabajan en El Salvador, donde uno de cada dos niños son pobres, añadió.

Sin comentarios

Responder

Su dirección de email no será publicada