El capo mesiánico, muerto por segunda vez en México

chayosanto

Cosecha Roja.-

En 2010 fue declarado muerto por el gobierno de Felipe Calderón. Casi cuatro años después se comprobó que estaba vivo. Dicen que se sometió a una cirugía para cambiar su rostro y resistir la captura. Pero ayer El Chayo, líder de la organización criminal Los Caballeros Templarios, fue asesinado en un enfrentamiento con el ejército y la marina mexicanos.

Según el director de la Agencia de Investigación Criminal (AIC) de la Procuraduría, Tomás Zerón, Nazario Moreno González alias El Chayo fue abatido ayer en Michoacán y se comprobó en un cien por ciento que es él. Las pruebas fueron realizadas por dactiloscopistas forenses especializados que cotejaron las huellas de los diez dedos de las manos con los registros de su credencial de elector y cartilla militar, explicó Zerón.

Los Caballeros Templarios es un cártel del estado de Michoacán que surgió en marzo de 2011 como continuación del grupo delictivo La Familia Michoacana. El primer crimen público que se le atribuye es el asesinato de dos hombres que aparecieron colgados de un puente con un letrero que decía: “Lo matamos por ladrón y secuestrador. Atentamente: Los Caballeros Templarios”. Su nombre recuerda a la orden religioso-militar del siglo XII Los Caballeros Pobres de Cristo y El Templo de Salomón creada en Jerusalén para proteger a los peregrinos que visitaban lugares sagrados durante la primera cruzada.

El líder mesiánico había vivido en Estados Unidos durante diez años y regresó a su país en la década del noventa, cuando lo buscaban por narcotráfico. Entonces se unió al cártel de Los Zetas y al del Golfo hasta que llegó a relacionarse con La Familia Michoacana. El gobierno ofrecía 30 millones de pesos como recompensa por su captura.

El secretario ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, Monte Alejandro Rubido, dijo que la caída del capo corresponde a trabajos de inteligencia que revelaron tres datos puntuales: el 7 de febrero pasado se capturó a una persona a bordo de una camioneta que transportaba armamento y droga y se declaró al servicio de El Chayo. El 4 de marzo se encontraron tres tambos de plástico enterrados que estaban llenos de armas. Tres días después se allanó un automóvil con un equipo de comunicación perteneciente a El Chayo.

“Mi reconocimiento a Enrique Peña Nieto y a todos los que participaron en los operativos para abatir a quien estaba al frente del grupo criminal y mi solidaridad con las familias de quienes han sido víctimas de los actos inhumanos de los delincuentes”, declaró Monte Alejandro Rubido.

Según el diario Cambio de Michoacán, varios integrantes de grupos narcos aseguraron que hace dos años Nazario Moreno González se practicó una cirugía plástica en el rostro para cambiar su mentón y modificar por completo su apariencia física.

Cosecha Roja
Cosecha Roja

Cosecha Roja es la Red Latinoamericana de Periodistas Judiciales

Sin comentarios

Responder

Su dirección de email no será publicada