El Salvador: la vida de una chica acusada de homicidio por un parto espontáneo

El Salvador: la vida de una chica acusada de homicidio por un parto espontáneo

Una tarde, mientras hacía tareas domésticas, Evelyn tuvo un parto espontáneo. El bebé murió y la condenaron a 30 años de cárcel por homicidio agravado. La Corte Suprema anuló la sentencia y ahora espera un nuevo juicio.

Por Cosecha Roja
05/06/2019

La salvadoreña Evelyn Hernández tiene 21 años y vive con sus hermanos y su madre en una precaria casa en una zona rural del departamento de Cuscatlán. En abril de 2016 cursaba el tercer año del bachillerato en salud y estaba embarazada de ocho meses. Una tarde, mientras hacía tareas domésticas, tuvo un parto espontáneo. El bebé murió. Ella pasó por tres hospitales y terminó en la cárcel. Un año después la condenaron a 30 años de cárcel por homicidio agravado.

La defensa explicó que Evelyn enfrentó una emergencia obstétrica. Para la fiscal y la jueza tuvo intención de asesinar al bebé. Los representantes de la joven apelaron la condena. En diciembre de 2018 la Sala de lo Penal de la Corte Suprema de Justicia anuló el fallo: dijeron que la jueza valoró de forma equivocada la causa de muerte, utilizó argumentos contradictorios en su sentencia y no fundamentó cómo ocurrió el hecho ni por qué consideró que Evelyn tuvo intención de asesinar al bebé.

A pesar de la anulación de la sentencia, Evelyn siguió detenida. La liberaron el 14 de febrero de 2019. Ahora podrá esperar el juicio en libertad.

***

El Salvador es uno de los pocos países en los que el aborto está penado en todas sus formas, incluso en casos de violación o cuando está en riesgo la vida de la madre. La excesiva penalización lleva a que todas las emergencias obstétricas sean consideradas como intentos de aborto. Las penas llegan hasta 50 años de cárcel.

Sara, una estudiante de 18 años embarazada de siete meses, se resbaló y cayó al piso. A las pocas horas empezó a sangrar. El bebé nació muerto y la chica fue llevada a un hospital. Los médicos llamaron a la policía, que la interrogó cuando estaba internada y sin un abogado presente. Tiempo después la condenaron a 30 años de cárcel.

A Imelda Cortez su padrastro la abusó desde que tenía doce años. Ella quedó embarazo sin saberlo. Parió en un baño y se desmayó. Cuando la llevaron al hospital, la acusaron de haber querido abortar. Estuvo detenida un año y siete meses acusada de homicidio agravado en grado de tentativa. Finalmente, la justicia la absolvió.

***

La defensa de Evelyn está confiada en poder demostrar que no hubo intención de dañar al bebé y que la causa probable de muerte haya sido por aspiración de meconio (la primera materia fecal del bebé) durante el trabajo de parto.

Evelyn estuvo presa dos años y nueve meses acusada de asesinar a su bebé. Ahora deberá enfrentar un nuevo juicio.

Cosecha Roja

Cosecha Roja

Cosecha Roja es la Red Latinoamericana de Periodistas Judiciales
Cosecha Roja

Latest posts by Cosecha Roja (see all)