Jujuy: Detuvieron a la acusada de robar a la recién nacida

Acutalización 09/11/12 a las 12:30

Anoche a última hora fue detenida Natalia Soledad Artaza, de 29 años, acusada de ser la responsable del robo de la bebé en el Hospital Paterson de San Pedro, en Jujuy. Del paradero de la criatura no ha habido novedades.

La mujer, que será interrogada Fiscal de Investigación Penal Nº 11 José Alfredo Blanco, fue detenida a partir del identikit confeccionado en base a las declaraciones de la madre de la beba, María Cristina Baca, y de las otras mujeres que estaban internadas en la sala de maternidad la noche del robo.

Entre otras medidas, el fiscal ordenó una rueda de reconocimiento con las personas que estuvieron la madrugada del martes en el hospital

***

Cosecha Roja.-

El lunes por la madrugada, alrededor de las 5.30, María Cristina Baca se levantó de la cama de la sala Nº2 de la Maternidad del hospital Guillermo Paterson, en San Pedro, Jujuy, para ir al baño. Junto a ella, en una cuna, descansaba su beba nacida la tarde anterior. “Cuando regresé”, contó la mujer, “la cunita estaba vacía y mi hija había desaparecido”. En un principio pensó que se la podrían haber llevado a Neonatología para realizarle estudios. “Fui a preguntar y a buscarla a Neo y me dijeron que mi hijita no estaba allí”, dijo María Cristina. Llorando salió a buscarla por el Hospital. Nadie había visto nada.

La justicia ordenó la captura de una mujer que formaría parte de una red de trata de personas. El de la beba, que apenas tenia un día de vida, no fue el primer caso. La semana anterior, en la puerta del mismo hospital, tres hombres le arrebataron una criatura de los brazos a una madre. Fuentes judiciales contaron a Cosecha Roja que una médica que trabajaba en el hospital hasta el año pasado está siendo investigada por robo de bebés.

La mujer denunció que días antes de la desaparición de su hija una mujer se presentó en la sala de la Maternidad. Era delgada, vestía remera rosa y le faltaban algunos dientes. En la mano llevaba una bolsita plástica con ropa de bebé rosa. Según contaron algunas de las madres internadas, la chica recorría la habitación deteniéndose a mirar a los recién nacidos.

“Ella se arrimó a la cuna de mi hija y dijo que había tenido un varoncito, que estaba internado en neonatología y que debía quedarse para amamantarlo”, dijo. La descripción que hizo la mujer coincidió con la de un taxista, que declaró haber llevado a una pasajera que llevaba bolsos y envoltorios.

A partir de estas declaraciones, los investigadores confeccionaron un identikit de la sospechosa, a la que lograron identificar como Natalia Soledad Artaza, de 29 años. La mujer tiene pedido de captura y por el momento se mantiene prófuga. Según comentaron fuentes judiciales a Cosecha Roja, la mujer estaría vinculada a una banda de Salta dedicada a la trata de personas.

La Brigada de Investigaciones de la Policía realizó varios allanamientos en San salvador de Jujuy que no tuvieron resultados. El fiscal José Alfredo Blanco pidió colaboración a la Gendarmería Nacional, a la Policía Federal y a la Policía de Salta. Además, envió al Registro Civil la identificación de las huellas digitales de la beba.

El 11 de octubre, una mujer de 35 años salió del hospital con su hijo recién nacido en brazos. Había estado esperando que unos familiares la vinieran a buscar. Como no aparecieron encaró para la terminal para tomarse un colectivo hacia su pueblo, a unos 40 kilómetros de San Pedro. En la puerta, tres hombres bajaron de un auto y le arrebataron a su hijo de los brazos.

La policía recién se enteró del hecho unas horas más tarde. Después que le robaron a su hijo la mujer, sin decir nada, se subió a un remís y se fue a la casa. Al llegar, le contó a su madre lo sucedido y después volvió para hacer la denuncia. Hay algunos datos del relato de la mujer que llaman la atención de los investigadores. El remisero que la llevó contó que en ningún momento la mujer hizo referencia al hecho si me mostró alterada. En su declaración, la madre de la criatura dijo que apenas salió del hospital fue a comprar un paquete de galletitas al kiosco de enfrente. En el lugar, el único negocio es una veterinaria.

Fuentes judiciales contaron a Cosecha Roja que en los tribunales hay una causa abierta contra una doctora que trabajó hasta el año pasado en el Hospital Paterson. La mujer está acusada por formar parte de una banda que robaba bebés.

Por el momento, no hay datos que permitan unir los robos entre sí. Sin embargo, desde la justicia sospechan que detrás de estos dos hechos podría estar operando una misma banda.

Sin comentarios

Responder

Su dirección de email no será publicada