Mendoza: Una mujer filmaba a su pareja abusando de su hija de 13 años

El Tribuno.

Un hombre y una mujer fueron detenidos por el abuso a una menor de 13 años hija de la detenida que, además, filmaba las violaciones cometidas por el individuo apresado, según confirmó el titular de la Policía mendocina, comisario Juan Carlos Caleri.
La pareja preparaba el traslado de la menor a hoteles alojamientos oculta en un automóvil y una vez en el lugar el hombre abusaba sexualmente a la niña mientras su madre filmaba el hecho, repetido en varias oportunidades en distintas ocasiones.

“La madre de la menor habría estado recibiendo dinero por los servicios que le hacía cumplir a la víctima”, confirmó a los medios locales el comisario Juan Carlos Caleri.
A “ambos se los imputa por el delito de abuso sexual agravado por acceso carnal ultrajante”, indicaron voceros que investigan la causa.

Fuentes allegadas a la investigación informaron que “el caso se conoció cuando la pequeña víctima hace pocos días comentó a una compañera en la escuela lo que le ocurría. La compañerita a su vez transmitió el episodio a su maestra del establecimiento quien gestionó la denuncia ante las autoridades correspondientes”.
La menor vivía con su madre en la casa de sus abuelos maternos en el departamento de Godoy Cruz en Mendoza.

La mujer había conocido a un hombre de unos 40 años con quien formó pareja y a través de salidas a pasear con la menor aparentemente concretaban los abusos descriptos.
El titular de la policía mendocina, Juan Carlos Caleri, confirmó que el hombre “fue detenido en su domicilio particular del barrio Batalla del Pilar de Godoy Cruz, donde vivía con su esposa e hijos” y fue alojado en el penal de calle Boulogne Sur Mer.
En tanto la madre de la menor abusada “fue detenida en la Oficina Fiscal número tres” que interviene en la causa, y trasladada al penal de mujeres del distrito Borbollón.

La policía, además, no descartan otras hipótesis sobre el motivo por el cual “facilitaba” a su hija y una de ellas se basa en algún problema de adicción a drogas de la mujer y que, para conseguir sustancia, la “alquilaba”. O, simplemente, lo hacía para “hacerle mal al padre” biológico, del cual estaba divorciada hacía mucho tiempo. Ahora, la Justicia aguarda los resultados de las pericias que se realizarán en la computadora y el celular secuestrado para sumar a la causa. En cuanto al comportamiento del abusador, los pesquisas precisaron que suelen mantener vidas paralelas. En este caso, el hombre estaba casado y tenía una familia formada.

Foto: Juan Carlos Caleri, Comisario.

Sin comentarios

Responder

Su dirección de email no será publicada