Ni sicarios ni crimen político

La trama detrás del ataque en el que murió Miguel Marcelo Yadón y resultó herido el diputado Héctor Olivares.

Ni sicarios ni crimen político

Por Cosecha Roja
10/05/2019

En su primera respuesta pública tras el crimen de Miguel Marcelo Yadón la ministra Patricia Bullrich habló de las “mafias que atentan contra los ciudadanos”. Unas horas después quedó claro que no había sido un ataque mafioso ni habían actuado sicarios. A menos de 24 horas del ataque hay seis personas detenidas: Juan Jesús Fernández, alias el Gitano, acusado de ser uno de los autores materiales y cinco personas sospechadas de encubrimiento.

La secuencia fue registrada por una de las cámaras de seguridad de la zona del Congreso: alrededor de las 6.50 se ve a Yanzón y al diputado Héctor Olivares caminando por la Plaza de los Dos Congresos. Desde un Volkswagen Vento gris patente LYS656 se asoma un brazo y se ven unos fogonazos. El diputado y su amigo caen al piso. Los dos atacantes se bajan del auto y se quedan unos segundos en la escena. Después el acompañante cruza la calle y el auto escapa. Yanzón murió en el acto. El diputado está internado en grave estado en el hospital Ramos Mejía.

La primera pista la aportaron los atacantes. El Vento LYS656 no tenía pedido de captura. Era un auto legal, registrado a nombre de Juan Jesús Fernández. El vehículo apareció a las pocas horas. Estaba en el estacionamiento en el que el hombre guarda el auto desde hace años, según publicó Página 12. Los empleados contaron que el hombre estaba borracho y lo acompañaba un chico de alrededor de 25 años.

La hipótesis del crimen político quedó completamente descartada. No fue un ataque a un diputado de la Nación por su condición o posición política”, dijo la ministra de Seguridad. Fuentes de la investigación confirmaron a Cosecha Roja que siguen la pista de un asesinato por motivos personales: Yanzón habría tenido una relación con Stefanía, la hija de el Gitano, y la habría engañado.

Ayer la Federal detuvo a Rafael de la Santísima Trinidad Cano Carmona, cuñado de Fernández, quien tenía autorización para manejar el VW Vento. Esta mañana cayó su hermano Luis Cano en Rivadavia al 1600, a pocas cuadras del Congreso.

A las 8.40 la policía de Entre Ríos detuvo al Gitano en Concepción del Uruguay. Viajaba en un Renault 19 manejado por Miguel Fernández Navarro, de nacionalidad española. Los acompañaba un chico de 7 años. Según dijo la ministra Bullrich en su cuenta de Twitter, los atraparon cuando intentaban escapar a Uruguay.

Un rato después Stefanía Fernández Cano, hija de Juan Jesús Fernández, se entregó y quedó detenida acusada de encubrimiento. A las 12.03 la ministra Bullrich informó a través de su cuenta de Twitter la captura del último prófugo: Interpol detuvo en Uruguay a Juan José Navarro, de 25 años, dueño del Renault 19 en el que el Gitano intentó escapar a Uruguay.

Cosecha Roja

Cosecha Roja

Cosecha Roja es la Red Latinoamericana de Periodistas Judiciales
Cosecha Roja