La sociedad de los taxistas muertos

Trece taxistas fueron asesinados en México esta semana. El lunes la policía de Acapulco detuvo una camioneta que transportaba siete cuerpos decapitados; cinco de ellos, taxistas. Un día después cuatro sicarios balearon dos paradas de taxis en el municipio de Guadalupe, Monterrey, y mataron a cinco choferes. En ambos casos, los investigadores vinculan los crímenes con el narcotráfico.

Junto a los cuerpos de los taxistas decapitados de Acapulco había un mensaje firmado por los grupos de La Barredora, Comando del Diablo y Cártel de Sinaloa, que decía “esto les pasa por chaqueteros y volteados”, en referencia a quienes cambian de bando, según publicó el diario Reforma. Los cárteles utilizan a los choferes como vigilantes porque conocen y recorren las zonas metropolitanas sin despertar sospechas, vendiendo droga al menudeo o apoyando con sus vehículos los robos y secuestros. Muchos colaboran bajo amenaza de muerte.

Desde mayo de 2011, las bandas narcos ya asesinaron a 23 taxistas. Los choferes son una pieza clave del mapa del narcotráfico: “La primera línea de combate en la guerra que sostienen el cártel del Golfo y los Zetas son los ‘halcones’, es decir, los espías (generalmente adolescentes) que tienen diseminados por toda la ciudad, y los vendedores de droga al menudeo. Después de ellos siguen los taxistas”, explicó, desde el anonimato, un funcionario de la Agencia Estatal de Investigaciones de Nuevo León.

En Monterrey, la primera matanza de este tipo ocurrió el 30 de mayo de 2011, cuando unos pistoleros mataron a plena luz del día a cinco conductores y una telefonista de una base de taxis situada frente a un centro comercial. Desde entonces, los asesinatos de estos trabajadores han sido periódicos en la ciudad.

“Estamos experimentando una lucha entre los grupos criminales y los taxistas que son, lamentablemente, vulnerables a esta dinámica, ya que, aunque algunos están implicados en delitos, muchos de ellos trabajan bajo amenaza o son víctimas inocentes”, dijo César Garza, presidente de la Comisión de Seguridad del Congreso de Nuevo León.

(Síntesis de El Informador y AFP)

 Artículos relacionados:

:: Sin sosiego en Acapulco. Postal urbana.

Sin comentarios

Responder

Su dirección de email no será publicada