¿Dónde estuvo Marco Antonio?

Marco Antonio tiene 17 años y en la última semana fue noticia en México: estuvo desaparecido durante cinco días después de que tres policías lo acusaran de querer robar y lo detuvieran. Ayer se reencontró con su familia. La policía de la ciudad de México quedó en la mira.
Foto: Pie de Página / Cortesía de la familia
Foto: Pie de Página / Cortesía de la familia

El martes a la tarde Marco Antonio Sánchez Flores salió con un amigo a pasear por la colonia del Rosario, en Azcapotzalco (zona limítrofe con Tlalnepantla, Estado de México). Iban con la cámara de fotos. Al adolescente de 17 años le gustó un mural con un grafiti y le pidió a un joven que caminaba por allí si podía posar para la foto.

– Cuidado que aquí asaltan – le dijo un policía al muchacho.

– No lo estoy asaltando, sólo le estoy tomando una foto – contestó Marco.

Entonces, los agentes se acercaron y le revisaron la mochila. Él se asustó y empezó a correr rumbo a una estación del Metrobus. Uno de los policías lo alcanzó, le dio un cabezado con el caso y entre tres le pegaron con los bastones.

En la imagen que tomó el amigo -la última que tuvieron de él por cinco días- se lo ve a Marco Antonio esposado y golpeado. Los policías dijeron que se lo llevaban a la agencia 40 del Ministerio Público, en Azcapotzalco, según publicó Pie de Página. Los familiares fueron a buscarlo y no lo encontraron. Intentaron llamar al celular pero tampoco tuvieron suerte: no supieron nada del adolescente durante cinco días. Recién pudieron hacer la denuncia por la detención arbitraria y la desaparición en la madrugada del miércoles. Los agentes y la justicia insistían y les decían que tenían que esperar 48 horas.

La fiscalía lo declaró desaparecido 48 horas después y el gobierno intentó despegarse del caso. El viernes las autoridades de Seguridad publicaron un aviso de personas perdidas con la cara de Marco. Y recién el sábado comenzó la investigación: declararon los padres y el amigo que fue testigo.

Ante la gravedad del caso, la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos solicitó que se investigue como una desaparición forzada porque están involucrados un grupo de policías.

La Universidad Nacional Autónoma de México publicó un comunicado con un “enérgico rechazo por la detención arbitraria del alumno universitario”, y exigió “la presentación pública e inmediata” de Marco Antonio y “castigo a quien resulte responsable”.

Ayer cientos de personas se manifestaron en el Ángel de la Independencia, en la capital mexicana, para exigir la aparición con vida de Marco Antonio.

Horas después de la movilización, el adolescente apareció en las afueras del municipio de Melchor Ocampo el domingo. Estaba a 40 kilómetros de la colonia el Rosario, donde lo habían detenido, según publicó Animal Político. Anoche se reencontró con los padres. Los familiares contaron que el adolescente está desorientado y golpeado. Pasó la noche en un hospital, donde le hicieron estudios y evaluaciones clínicas y psiquiátrica. Ahora resta saber cuándo podrá declarar en la causa y contar a dónde estuvo.

Según informaron los medios locales, la Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México dijo que hay cuatro policías con sumario interno, dos de ellos detenidos. Hasta ahora, los agentes declararon que lo liberaron cerca del Metro de Rosario, minutos después de arrestarlo. Pero el joven pasó cinco días desaparecido.

Cuando el joven apareció, algunos medios publicaron que se había ido de “parranda”.

Cosecha Roja
Cosecha Roja

Cosecha Roja es la Red Latinoamericana de Periodistas Judiciales

Sin comentarios

Comentarios cerrados