El Salvador: mataron a un pastor que se retiró de la Mara 18

                                                                    

 

Lilibeth Sánchez Diana Escalante, elsalvador.com-.

Un hombre que según fuentes judiciales desertó de la pandilla 18 y luego se convirtió en pastor de una iglesia evangélica, fue ultimado en la calle principal de la finca Santa Lucía, en Talnique, La Libertad.

La víctima fue identificada por sus parientes como Sergio Francisco Girón Mejía, de 30 años. Las autoridades dijeron que unos ocho sujetos lo sacaron de su vivienda de madrugada y luego lo mataron.

Según el informe policial, los atacantes de Girón llevaban cubierto el rostro con gorros pasamontañas; cuatro de ellos vestían uniformes similares a los que utilizan los soldados de la Fuerza Armada.

Por la antigua pertenencia de Sergio Francisco a grupos delictivos, las autoridades presumen que pandilleros están tras el asesinato motivado por rencillas.

Por este caso la Policía no registró ninguna detención.

Matan a dos en Apopa

Dos jóvenes de 18 y 19 años fueron asesinados en menos de 12 horas en diferentes zonas de la colonia Popotlán II, en Apopa. Ambos, según la Policía, habrían sido ultimados por riñas entre pandillas.

El cadáver de Mauricio Abel Amaya Corado, de 19 años, fue localizado ayer en el pasaje 2 “J” de la referida colonia.

Fuentes policiales informaron que el hombre tenía heridas de arma blanca en el tórax.

Los parientes de Amaya dijeron que estudiaba de noche en la escuela Alfredo Cristiani, situado en ese municipio.

Horas antes, José Alexander Montoya Flores, (a) Piolín, de 18 años, fue asesinado en la avenida Tiguapa, frente al pasaje III “A”.

Presuntamente, el sujeto era de la línea sureña de la mara 18 que opera en la colonia.

Testigos relataron que Montoya caminaba en la calle cuando unos sujetos le dispararon desde un taxi.

Las autoridades no descartaron que ambos asesinatos estén relacionados.

Además, un hombre de 33 años fue ultimado en la colonia El Porvenir, en Ayutuxtepeque. La Policía identificó a la víctima como Antonio Ponce, quien era acompañado por un adolescente.

En otro hecho, el cadáver de un hombre de unos 40 años fue recuperado de un pozo, por miembros del Cuerpo de Bomberos de Usulután.

El hallazgo fue en la colonia Quintanilla, en Jiquilisco. Se sospecha que la víctima tenía unos cuatro días de haber sido asesinada con arma blanca.

Según el balance del Ministerio de Justicia y Seguridad Pública, durante los festejos agostinos se registraron 69 homicidios, 24 más que en el 2012 (en que hubo 45), lo que representa un incremento del 53 por ciento.

El grupo más afectado fue el de 18 a 30 años, y de la totalidad solo tres fueron mujeres.

Sin comentarios

Responder

Su dirección de email no será publicada