Confidencial.

Hay episodios de la historia de Colombia que no terminan de resolverse. Sin embargo, ayer en la mañana en la cárcel de máxima seguridad de Cómbita, en Boyacá, se reunieron Andrés Pastrana Arango y alias ‘Popeye’; secuestrado y secuestrador se dieron la mano 24 años y 5 meses después de que los ‘extraditables’ tomaran como rehén al entonces candidato a la alcaldía de Bogotá. Primicia Confidencial Colombia.

Pastrana llegó temprano, viajó desde Bogotá hasta Tunja para cumplir una cita con la historia, un encuentro que tuvo como último capítulo el 25 de enero de 1988, día en el que el entonces candidato a la alcaldía de Bogotá fue liberado por los ‘extraditables’ luego de 7 días de secuestro.

En el pabellón de máxima seguridad, en el que está recluido desde el 13 de octubre de 1992, lo esperaba Jhon Jairo Velazquez Vazquez, alias ‘Popeye’. El hombre que 18 de enero de ese año, entró a su sede de campaña y con un arma en su cabeza lo condujo a un plagio, del cual el expresidente nunca ha contado todos los detalles.

Frente a frente Pastrana y “Popeye” estrecharon la mano, en ese mismo instante el sicario de Pablo Escobar le pidió perdón. El expresidente escuchó por más de tres horas en voz de su victimario los detalles de la planeación de su plagio y las razones que aducían los jefes del cartel de Medellín para ejecutar la operación que convirtió a Pastrana en una víctima de la época del narcoterrorismo.

La cita se preparó con meses de anticipación como preámbulo a un encuentro que será narrado en un libro que prepara el expresidente sobre cuatro episodios trascendentales de la vida nacional de la cual él ha sido participe y del cual la época de Escobar es uno de ellos.

El libro en ciernes que Pastrana escribe desde hace meses, tendrá capítulos sobre la Asamblea Nacional Constituyente que vio nacer la Nueva Fuerza Democrática, movimiento político que lideró Pastrana como ala independiente del conservatismo, el proceso 8 mil que vivió como candidato a la Presidencia de la Republica en 1994 y el proceso de paz con las Farc en el Caguan que marcó su mandato.

Pastrana le expresó a “Popeye” el impacto que tuvo el secuestro en su vida, y le concedió el perdón que éste le pidió al comienzo del encuentro. Secuestrador y secuestrado se despidieron sin dejar una próxima cita pendiente. En este momento el ex presidente viaja de regreso a Bogotá.

Foto: Confidencial

 

Etiquetas: , , , , ,