Guatemala: Cristina Siekavizza desapareció hace un año, sus hijos también

Rosemery González. Palabra Libre.-

A un año de la desaparición de Cristina Siekavizza, su familia clama por justicia e insiste en que varias líneas de investigación tienen cabos sueltos.

El principal lo atribuyen al tráfico de influencias de la familia de Roberto Barreda, señalado como sospechoso de la muerte de su esposa.

La participación de estructuras gubernamentales, desaparición de reportes de investigadores policiales y la negativa de la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala para investigar el caso son algunos de los puntos que la familia Siekavizza resalta como claves y que no han permitido el avance en la ubicación de Cristina, sus dos hijos y Barreda.

Esto lo dieron a conocer ayer en conferencia de prensa, donde la familia y amigos de la víctima exigieron a las autoridades que el caso sea trasladado a un tribunal de Alto Impacto.

Evidencias

“La obstrucción se ha desarrollado con el aval de estructuras gubernamentales que no hicieron su labor cuando se denunció”, dijo Juan Siekavizza, padre de la víctima.

Mencionó que un reporte importante fue presentado el 14 de julio del 2011 por agentes policiales que señalan a Barreda como principal sospechoso.

“Durante el proceso no han tomado en cuenta la confabulación para traspapelar ese informe. Tampoco los han invitado a participar —a los investigadores— en el caso, pues este sería un recurso valioso”, señaló.

Otra serie de evidencias manipuladas y desaparecidas que indica el movimiento Voces por Cristina son la desactivación de la alerta Alba Kenneth, pasaportes con nombres falsos sin investigar a detalle, la destrucción de evidencia y el rastreo de llamadas.

Además, la destrucción de rastreo a movimientos bancarios, de videos de cámaras de seguridad y audios, así como el tráfico de influencia ante el cambio de jueces y fiscales.

“Cuando un técnico del Organismo Judicial trató de acceder al audio de la declaración de Petrona Say, la jueza Verónica Galicia lo denunció y la removieron”, explicó Tanya Lizárraga, del mencionado movimiento.

“Crimen de Estado”

Norma Cruz, de la Fundación Sobrevivientes, resaltó que ese caso es “crimen de Estado”. Agregó: “No se salva nadie. Tanto el Ejecutivo como el Organismo Judicial y la serie de encubrimientos de varias instituciones”.

Cruz expresó: “Todos han hecho de oídos sordos. Las pruebas están ahí. Se han acumulado pruebas por 12 meses”.

También exigió que el caso pase a Alto Impacto. “Si no está en esa instancia, seguirán desfilando jueces y los recusarán”, dijo.

El MP nombró un fiscal específico para el caso, pero Cruz señaló que necesita apoyo: “Requiere soporte y equipo que permita realizar búsquedas”.

La Fiscalía que lleva el caso agregó que han recibido apoyo de la familia Siekavizza, de los cuerpos de socorro, municipalidades y el Cuerpo de Ingenieros del Ejército, quienes han prestado retroexcavadoras para buscar el cuerpo de la víctima.

La Fundación pedirá a Antropología Forense análisis de pruebas, pues “no confían en el Inacif”.

Hipótesis

Desde el 7 de julio del 2011, una serie de hipótesis han girado en torno a la desaparición de Siekavizza en su residencia, en el condominio Los Manantiales, San José Pinula.

Su familia ha promovido acciones para buscarla. La contratación de un investigador privado, quien luego de varias operaciones resumió un secuestro vinculado con el crimen organizado.

Un segundo investigador recogió datos y los entregó al MP, pero fueron descartados, pues señaló que la víctima fue secuestrada por guardias de un presunto narcotraficante.

La familia contrató a 10 psíquicos, nueve de ellos aseguraron que ella vive.

Un día antes de la desaparición, las cámaras del condominio registraron su entrada a las 14 horas, sin hora de egreso.

Analizaron la posibilidad de que huyó con otra persona, luego de salir de un gimnasio.

Un día después, el Escuadrón Guatemalteco de Perros de Rescate realizó un operativo, sin resultados positivos.

Un mes después, un contingente del Ejército y fiscales del MP rastrearon el área verde del citado condominio.

El MP solicitó colaboración al fabricante de celulares BlackBerry para determinar comunicaciones. Investigaron 10 puntos que detectaron el automóvil que manejaba Barreda que tenía GPS.

El 7 de agosto, Barreda desapareció junto con sus hijos, y comenzó la búsqueda y alertas nacionales e internacionales para ubicarlos.

La Fiscalía realizó una prueba de luminol en la casa en donde supuestamente mataron a Siekavizza y en un vehículo. En ambos encontraron residuos de sangre.

La empleada doméstica Petrona Say fue ligada a proceso y se convirtió en colaboradora.

Se efectuaron allanamientos en los alrededores del condominio; en el río Motagua, Escuintla; centros de rehabilitación, y en Migración.

Se capturó a compañeros de trabajo y vecinos de Barreda, y el 20 de octubre fue detenida la madre de este, Ofelia de León, ex presidenta del Organismo Judicial, por obstrucción a la justicia.

En diciembre del 2011 se giró orden de captura internacional contra Barreda, por quien Gobernación ofrece Q50 mil de recompensa.

El próximo viernes se oficiará una misa, a las 12 horas, en la Catedral Metropolitana, por cumplirse un año de la desaparición de Cristina Siekavizza.

Alzan la voz por Cristina 

Lo que comenzó como un movimiento para pedir la aparición de Cristina Siekavizza se convirtió en un ícono de la lucha para que las mujeres rompan el ciclo de la violencia intrafamiliar.

Voces por Cristina comenzó como un apoyo a la familia Siekavizza  por  parte de  las compañeras de promoción del colegio  donde estudió  Cristina, pero durante 11 meses se le ha sumado una gran cantidad de hombres y mujeres que incluso no la conocieron, pero que se impactaron por el caso.

María Fernanda Gallegos, dirigente de la organización, dijo  que han logrado grandes movilizaciones y campañas masivas por las redes sociales, donde se tienen más de 22 mil seguidores.

Una de las campañas que impulsó fue “Si me golpeas a mí, golpeas a todas”, con la cual rechazaban la violencia de los hombres hacia las   mujeres.

Además, artistas internacionales como Olga Tañón se ofreció como  mediadora para que Roberto Barreda entregara a los hijos de la pareja.

“Tratamos de exigir justicia por todas esas mujeres  que sufren violencia, no solo por Cristina, porque este es un caso  emblemático. Hemos tratado de despertar a la sociedad para que se rompa esa indiferencia hacia la realidad de muchas mujeres, pero es frustrante que el caso esté entrampado”, dijo Gallegos.

A un año de la desaparición de Cristina, el lema de la organización es: “Así como tu luz ilumina nuestra lucha,  que tu voz siga encendiendo otras voces”.

Datos

6 mil 296 folios distribuidos en 18 piezas tiene el expediente a la fecha.

754 diligencias ha efectuado la Fiscalía desde  que desapareció  Siekavizza.

PGN busca a menores

El procurador general de la Nación, Larry Robles, explicó en entrevista con Prensa Libre cómo han coordinado con otros países para localizar a los hijos de Cristina Siekavizza, quienes desaparecieron con su padre, Roberto Barreda de León, el 3 de agosto del 2011.

La alerta Alba Keneth está activa para  localizar a Roberto José, de 7 años,  y María Mercedes, 4.

Representante del Estado mantiene comunicación con nueve países, en su intento de localizar a hijos de Siekavizza.

¿Qué ha hecho la PGN para localizar a los hijos de Cristina Siekavizza?

Cuando se dio el caso de Cristina y la supuesta desaparición de los niños, en un principio se activó la alerta Alba Keneth, pero en ese momento se presentó el padre con sus dos hijos a la PGN, y se pudo constatar que los niños se encontraban con buena salud y estaban con su padre. Por lo tanto se desactivó la alerta, porque en ese momento Barreda no era sospechoso.

Desgraciadamente, a los dos o tres días de que se desactivó la alerta, desapareció él —Barreda— con sus dos hijos, y luego surgió que  era el principal sospechoso. Entonces la alerta se activó nuevamente.

¿En dónde se ha buscado?

Estamos coordinando comunicaciones con Estados de la región centroamericana, solicitando que se efectúe la búsqueda de los niños, así como si conocen el paradero de Barreda.

Se mantiene semanalmente comunicación, para ver si hay avances o pistas, pero los resultados todos han sido negativos. No hay señas, nadie ha visto a este señor Roberto Barreda con sus dos hijos.

¿Solo en Centroamérica se les ha buscado?

Estamos hablando de la región centroamericana y Panamá; incluso en Colombia se ha hecho la consulta con México y Estados Unidos.

Se recordará que en EE. UU. hubo un reporte donde se había afirmado que lo vieron en Disney con los niños. Se siguió la pista, se pidió apoyo de las autoridades estadounidenses, pero los resultados fueron negativos.

¿Con quién coordina la comunicación la PGN?

Se tiene coordinación por medio de Migración, cancillerías, o bien con nuestros homólogos en los países en los que se ha realizado la búsqueda.

Y a escala nacional, ¿qué se está haciendo?

A nivel nacional es potestad y competencia exclusiva del Ministerio Público y la Policía Nacional Civil  efectuar la investigación para dar con el paradero del señor con los dos niños. Nosotros, como PGN, únicamente nos resguardamos en el sentido de mantener activa la alerta y  comunicación estrecha con la Dirección General de Migración, porque así se impide que los niños puedan salir por aeropuertos o por puntos fronterizos formales.

Sin comentarios

Responder

Su dirección de email no será publicada