Femicidio de Georgina Diaz: ¿dónde está su bebé?

georgina diazGeorgina Díaz tenía 23 años y estaba desaparecida desde el 19 de junio. La encontraron asesinada en el río Paraná de las Palmas y arroyo La Horca, en el Delta de Tigre. Tenía un disparo en la espalda y un profundo corte que iba desde la pelvis hasta el tórax. Los investigadores creen que el asesino lo hizo para que el cuerpo no flotara. El pescador que lo encontró pudo verlo porque se enganchó en unas ramas.

Thiago, su hijo de un año y nueve meses, estaba con ella al momento de la desaparición. La justicia todavía no tiene ninguna certeza de qué pudo haber pasado con él. Lo buscan con rastrillajes en el rio y allanamientos en la zona, pero todavía no hay ninguna pista firme.

Según informó El Argentino ZN, un pescador de la zona que había salido con su lancha ayer por la mañana encontró el cuerpo: le llamó la atención un bulto que flotaba en las aguas del río.

A 400 metros del lugar donde encontraron el cuerpo vive el padrastro de Georgina, José Luis Núñez, de 53 años. Para los investigadores, Núñez es la última persona que vio a la mujer y al niño con vida y lo detuvieron como principal sospechoso. El hombre viene de cumplir una condena de 18 años por asesinato y los medios lo presentaron como un ‘pesado’. Según los medios de comunicación, el hombre habría admitido el crimen de la chica, pero dijo no saber nada del bebé.

El Argentino ZN contó Georgina salió de su casa en Rincón de Milberg junto a su bebé Thiago, de 1 año y 9 meses para cobrar la Asignación Universal por Hijo y luego ir a una farmacia en San Fernando donde compraba pañales y leche con descuento. A las 11 de la mañana tuvo su última conexión de whatsapp. Desde entonces, no se supo nada de ella ni del niño. Su familia los buscó durante 13 días.

“Una vecina contó que se tomaron juntas el colectivo 721, se bajaron en la estación de Tigre, tomaron el tren, la vecina se bajó en San Fernando, ella siguió, suponemos que hasta Virreyes, donde siempre compraba los pañales y la leche, pero no sabemos si finalmente bajó”, contó Noelia, vecina de Georgina, a El Argentino ZN.

Aquel día Georgina no llevó ni leche, ni pañales, ni nada que hiciera suponer que iba a demorar con sus trámites. Nunca llegó a sacar del dinero del cajero automático.

¿Qué pasó entre ese momento y el femicidio? Responder esa pregunta puede ser clave para averiguar que suerte corrió Thiago, el bebé del que todavía no se sabe nada.

Cosecha Roja
Cosecha Roja

Cosecha Roja es la Red Latinoamericana de Periodistas Judiciales

Sin comentarios

Responder

Su dirección de email no será publicada