Lanús: la cocinera perdió a su bebé, denuncian homicidio

Un dirigente del Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE) denunció hoy que la cocinera del comedero de Lanús donde reprimió la policía perdió a su bebé. “Lamentamos informar que la compañera cocinera Laura Zaracho perdió su bebé como consecuencia del ataque policial. Mañana denunciaremos el homicidio”, escribió Juan Grabois en las redes.

 

003

 

Así reprimió la policía a los niños, niñas y adolescentes que cenaban en un comedor popular de Lanús:

“Estábamos con los chicos comiendo. Pararon a un auto en la puerta de casa y empezaron a hacer un operativo. Estaban filmando todo. Les dije si se podían correr y me dijeron que por qué faltaba el respeto”, contó una de las organizadoras del comedor de Villa Caraza que anoche fue invadido por la policía. Esa ‘falta de respeto’ fue la excusa para reprimir. “Empezaron a agredir, a correr a lo chicos con los palos. Entraron al comedor, tiraron gas pimienta, tiraban con sillas, con tiros. No sabemos qué hacer, tengo chicos lastimados. Eso es lo peor de todo.”

En el merendero Los Cartoneritos de Villa Caraza, Lanús comen alrededor de cien chicos. Anoche el espacio fue invadido por la policía local.  El comedor está organizado por las mujeres del barrio y el Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE).  Las dos personas detenidas ya fueron liberadas ante la presión de los vecinos y militantes que esperaron en la puerta de la comisaría.

Así lo contó Juan Martín Carpenco, militante de la CTEP: “Hace dos horas se estaba realizando el comedor Los Cartoneritos, que sostienen las compañeras del barrio hace mucho tiempo. Ahí comen cien chicos todos los días”. Llegó la policía y “las compañeras salieron a ver qué pasaba. Eso terminó en una represión: hay chicos lastimados, la policía tiró gas pimienta dentro del comedor. Todavía estamos consternados”.

Durante unas horas hubo dos personas secuestradas: ni siquiera estaba confirmado que estuvieran detenidas ni se sabía dónde. La puerta de a comisaría se llenó de gente. Carpenco lo contó en vivo: “Estamos esperando en la puerta de la comisaría con unos mil compañeros a que alguien de la fuerza de una respuesta, sobretodo el municipio a cargo de Grindetti y del secretario de Seguridad, Diego Kravetz”.

Y agregó: “No es la primera vez que hay chicos lastimados en el último año. No tengo explicación para esto. Esperamos justicia para nuestros chicos y que se encarcele a los policías que estuvieron en ese operativo totalmente irregular”.

Uno de los detenidos fue Maxi, del comedor Cartonerito. Horas más tarde dijo: “A mi me torturaron cuando me pasearon seis horas arriba del patrullero. Tengo los dientes destrozados”.

Cosecha Roja
Cosecha Roja

Cosecha Roja es la Red Latinoamericana de Periodistas Judiciales

Sin comentarios

Responder

Su dirección de email no será publicada