Marcelo Saín: La policía de Santa Fe es una de las más corruptas de Argentina

Sin Mordaza/ Zona Crítica.-

Invitado por la Universidad Nacional del Litoral para participar en una jornada sobre fuerzas de seguridad en el país, visitó la ciudad el licenciado en Ciencias Políticas, especialista en seguridad y ex jefe de la Policía de Seguridad Aeroportuaria, Marcelo Saín.

Conceptualmente avasallante y con conocimientos empíricos que le permiten sostener definiciones acusatorias fuertes, como que “el principal cártel de drogas de la provincia es la policía santafesina”.

Saín le ofreció una extensa entrevista al programa de televisión “Zona Crítica”, que se emite por Cablevisión Santa Fe el pasado viernes 8, aunque el reportaje se puso al aire este jueves.

El encuadre de la charla estaba convulsionado por el impacto que tuvo ésa semana (por la pasada) la renuncia de Leandro Corti en el ministerio de Seguridad, en el marco de una posición distinta que separó los deseos del ministro con la decisión del gobernador Antonio Bonfatti de permitir que el equipo paranaense de fútbol Patronato juegue de local en Santa Fe frente a Rosario Central.
[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=3cgSyAGV2DI&feature=plcp]

 

“Uno tiene la impresión, viéndolo desde afuera, y con el riesgo de error de apreciación en la letra chica, que tal vez el detonante fue el fútbol, pero en el fondo y a partir de ciertos pasos que Corti venía desarrollando en materia de construcción de capacidad de gestión sobre el sistema policial, haya en el fondo otros factores que hayan incidido en la partida. El poder político no respaldo a la única gestión con impronta más o menos reformista en materia de seguridad pública”, expresó Saín en parte de la entrevista que puede verse en el archivo de video que acompaña esta nota.

“La policía santafesina es una de las más bravas, de las menos reformadas, de las más corruptas y más regulatorias del negocio del narcotráfico. (La Policía) ha estada atenta a estos procesos y ha estado incólume todos estos años. En la gestión de (el ex gobernador Hermes) Binner no se le hizo ni cosquillas y casi coloca a un secretario de Seguridad Pública (el ex comisario de Rosario, José Luis Giacometti ) a mediados de la gestión. Esta policía es la que estaba muy atenta a lo que se venía haciendo”, indica Saín, que hoy ocupa una banca como diputado en la legislatura bonaerense por el partido “Nuevo Encuentro” que lidera el ex intendente de Morón Martín Sabatella.

En otra parte de la entrevista, el politólogo resaltó que el problema de gestión de la policía en democracia es el talón de Aquiles de los gobiernos progresistas. “El Gobierno de Santa Fe es una expresión más del progresismo en la Argentina, que tiene ataques de pánico a los cambios reales y en donde la política es pactar con el diablo. De todas maneras (en la gestión de Corti) vi signos de autonomía policial que me parecían muy preocupantes, como la utilización de unidades especiales y de control de orden público participando de operativos masivos en puebladas rosarinas, cosas típicas de la derecha (…) los gobiernos de (Hermes) Binner y de (Miguel) Lifschitz en Rosario han sido referentes de cómo el progresismo debe gestionar, pero no la han sido en materia de seguridad pública”.

-¿Qué debe hacerse con los kioscos de drogas?. Lo más sencillo es pasarle la topadora, encarcelar a los vendedores pero queda el problema social que en muchos casos es crónico – le preguntó el periodista Héctor Galiano, conductor del ciclo televisivo.

-Si hay kioscos de drogas es porque hay una sociedad que consume drogas. Está probado en el mundo que frente a un nivel de consumo estable, es muy difícil que se reduzca. Lo que hemos visto en los últimos años en Santa Fe es que, en la consolidación del mercado minorista de drogas, hay una disputa de grupos policialmente regulados por el control del territorio, por el negocio criminal. El principal cartel de drogas en la provincia de Santa Fe es la policía santafesina. Mientras fui jefe de la PSA hicimos operativos muy grandes en la zona de Funes y Rosario en donde nos quedó claro de la complejidad y la relación que había con el sistema policial. Nos quedó claro que al negocio lo manejaba la policía. Pero mientras la Policía santafesina sea la autoridad de aplicación en materia de narcotráfico, no habrá problemas. Cuando se empiece a autonomizar el narcotráfico de la protección estatal habrá otro tipo de problemas.

-Sin la policía no hay tráfico…

-Claro, pero hasta que no salgan algunas “gorras” “engrilladas”, algunos jefes policiales vinculados al narcotráfico, esposados y detenidos en cárceles comunes, me parece que no va a parar. Emprender un proceso de reformas implica un acuerdo político de base entre oficialismo y oposiciones, requiere la creación de estructuras institucionales que viabilicen ese proceso y equipos de gestión política, que no pululan en el país. Todo eso en cuatro años, que es lo que dura un mandato. La política ve a todo esto como algo muy difícil y entonces piensa que la policía, así como está, sirve. Emprender un proceso de reforma, hoy, no “garpa” socialmente. Además, la gente ve que la policía es corrupta y abusiva, pero pide por más policía.

Fuente: SM – Zona Crítica (Cablevisión Santa Fe)

Sin comentarios

Responder

Su dirección de email no será publicada