Venganza narco y triple homicidio en Moreno

Entre cinco y siete hombres armados llegaron hasta la casa de Paso al 2100, en el centro de Moreno. Buscaban a Fabiola del Milagro Yegro, de 42 años, ex mujer de Carlos “Yeyé” Ávalos Rodríguez, un famoso transa del oeste del conurbano. Los vecinos escucharon gritos y disparos. Cuando llegó la policía, encontró a Fabiola en un rincón con un disparo en la cabeza. En otra habitación estaban los cuerpos de su hijo Jonatan y su amigo Oscar Gustavo Arriola, los dos de 23 años. “En la casa no faltaba nada. Se sospecha de un ajuste de cuentas narco”, contó a Cosecha Roja una fuente de la investigación.

Una vecina que vivía en la casa del frente dijo que los atacantes llegaron de madrugada y preguntaron por la dueña de casa. Después de la balacera, escaparon en dos autos, uno de ellos un Volkswagen Gol. La novia de Jonatan, que vivía con ellos, declaró ante la policía que los dos jóvenes asesinados vendían drogas y estaban amenazados. “Es todo verdad lo que se dice. Fue un ajuste narco”, dijo a Cosecha Roja otra vecina.

En el informe médico, el doctor de la Bonaerense Carlos Goncalves anotó que el cuerpo de Fabiola tenía un orificio de entrada y salida en la cabeza, Jonatan, cinco heridas de arma de fuego en distintas partes del cuerpo y Oscar recibió dos disparos en la cabeza. En la escena, los agentes de la Policía Científica de General Rodríguez encontraron cuatro vainas servidas calibre 9mm y cuatro proyectiles.

Los investigadores creen que el triple crimen sería una venganza contra Yeyé Rodríguez, vinculado a causas por tráfico de drogas y señalado como el autor de otro triple crimen. El 30 de diciembre del año pasado, dos hombres y una mujer fueron asesinados en una casa tomada del barrio La Perla, también en Moreno. Las víctimas entonces fueron Jesica Garcilazo de 24 años, Jonathan Catriel Flores de 34 y Jorge Luis Trovato de 22, los dos últimos con antecedentes por robo y venta de drogas.

Según la investigación, dos sicarios llegaron en moto, patearon la puerta y le pegaron un tiro a cada uno de los hombres. Después fueron hasta la habitación, donde estaba la chica, y le dispararon en el abdomen.

En la escena quedaron 15 vainas servidas calibre 9mm. En la casa no había muebles. Solo una silla en el living y una cama pequeña en la habitación, donde los policías encontraron una bolsa con 55 dosis de cocaína. Los investigadores sospechan que detrás de ese crimen estuvo Yeye Rodríguez.

Dos meses después, llegó la venganza. Desde un auto en movimiento le dispararon a Yeyé en la puerta de su casa. No pudieron matarlo. Apenas lo alzaron dos disparos: uno en el brazo y otro en la pierna. La causa judicial recayó en la UFI 2 de Moreno, a cargo de la fiscal Carina Saucedo, la misma que investiga si la nueva masacre fue otro coletazo de este enfrentamiento entre bandas narco de Moreno. La carátula es “triple homicidio”.

 

Cosecha Roja
Cosecha Roja

Cosecha Roja es la Red Latinoamericana de Periodistas Judiciales

Sin comentarios

Responder

Su dirección de email no será publicada